Derechos y obligaciones de los propietarios

Autor:Manuel Faus y Barbara Ariño
Cargo del Autor:Notario y Abogada
 
EXTRACTO GRATUITO

Los propietarios de una entidad en régimen de propiedad horizontal gozan de determinados derechos sobre los elementos comunes y sobre la entidad privativa de que son titulares.

Contenido
  • 1 Derechos y obligaciones sobre elementos comunes
    • 1.1 Uso y respeto de los elementos comunes
      • 1.1.1 Contribución a los gastos
      • 1.1.2 Obligación de la comunidad
      • 1.1.3 Fondo de reserva
  • 2 Derechos y obligaciones sobre elementos privativos
    • 2.1 Disposición y modificación de los elementos privativos
    • 2.2 Cambio del uso de los elementos privativos
    • 2.3 Limitaciones de los elementos privativos
  • 3 Recursos adicionales
    • 3.1 En formularios
    • 3.2 En doctrina
  • 4 Legislación básica
  • 5 Legislación citada
  • 6 Jurisprudencia citada
Derechos y obligaciones sobre elementos comunes Uso y respeto de los elementos comunes

Conforme con el art. 394 del Código Civil (CC) cada copartícipe podrá servirse de las cosas comunes, siempre que disponga de ellas conforme a su destino y de manera que no perjudique el interés de la comunidad, ni impida a los copartícipes usarlas según su derecho.

En contrapartida al mencionado derecho de uso y disfrute sobre los elementos comunes, se establece la obligación de cada propietario del edificio de respetar las instalaciones generales de la comunidad y demás elementos comunes, ya sean de uso general o privativo de cualquiera de los propietarios, estén o no incluidos en su piso o local, haciendo un uso adecuado de los mismos y evitando en todo momento que se causen daños o desperfectos (art. 9, letra a) de la Ley de Propiedad Horizontal -(LPH)-).

Cualquier invasión u ocupación de elementos comunes faculta a la comunidad a exigir judicialmente la reposición a la situación anterior. Ahora bien, la legitimación no es exclusiva del Presidente de la comunidad, previo acuerdo correspondiente. Como dice la Sentencia nº 594/2014 de TS, Sala 1ª, de lo Civil, 30 de Octubre de 2014 [j 1] recordando doctrina de la Sala

cualquiera de los comuneros puede comparecer en juicio y ejercitar acciones que competan a la comunidad, siempre que actúe en beneficio de la misma.

Sobre la posibilidad de los locales de hacer algunas obras en los elementos comunes puede verse Modificación de elementos comunes

Contribución a los gastos

Por otro lado, es obligación de los copropietarios contribuir, con arreglo a la cuota de participación fijada en el título constitutivo o a lo especialmente establecido, a los gastos generales para el adecuado sostenimiento del inmueble, sus servicios, cargas y responsabilidades que no sean susceptibles de individualización (art. 9, letra c), LPH) modificado por la Ley 8/2013, de 26 de junio, de rehabilitación, regeneración y renovación urbanas.

Puede verse ampliamente la obligación de contribuir a los gastos comunes en el tema Gastos generales de la comunidad de propietarios

Conviene, en este punto, plantearse si existen determinados gastos comunes a los que no estén obligados a hacer frente los comuneros que no se benefician de ellos: la STS de 20 de febrero de 2012 [j 2] con cita en la STS de 29 de mayo de 2009 [j 3] ha declarado como doctrina jurisprudencial que, para que quepa considerar como individualizables determinados gastos comunes de una comunidad de propietarios, es necesaria la determinación de su exclusión en el Título Constitutivo, o, en su caso, en los Estatutos comunitarios, y, asimismo, mediante acuerdo de la Junta de Propietarios adoptado por unanimidad. En todo caso, las exenciones genéricas de gastos contenidas en las cláusulas estatutarias, con apoyo en el no uso de un servicio, comprenderán tanto los gastos ordinarios como los extraordinarios, según reiterada doctrina jurisprudencial del TS pudiéndose citar, por todas, la STS de 7 de junio de 2011. [j 4]

Obligación de la comunidad

La anterior obligación está relacionada con la obligación de la comunidad de realizar las obras necesarias para el adecuado sostenimiento y conservación del inmueble y de sus servicios, de modo que reúna las debidas condiciones estructurales, de estanqueidad, habitabilidad, accesibilidad y seguridad (art. 10.1, LPH).

Fondo de reserva

Por último, se establece que los propietarios están obligados a contribuir, con arreglo a su respectiva cuota de participación, a la dotación del fondo de reserva que existirá en la comunidad de propietarios para atender las obras de conservación y reparación de la finca y, en su caso, para las obras de rehabilitación.a la dotación del fondo de reserva que existirá en la comunidad de propietarios para atender las obras de conservación y reparación de la finca (art. 9, letra f), LPH modificado por la Ley 8/2013, de 26 de junio, de rehabilitación, regeneración y renovación urbanas). Para completar este punto, nos remitimos al tema Fondos de reserva .

Derechos y obligaciones sobre elementos privativos Disposición y modificación de los elementos privativos

Los propietarios de los pisos o locales de un edificio dividido en régimen de propiedad horizontal, gozan del derecho de libre disposición sobre su piso o local, pudiendo, siguiendo las normas legales, (estando autorizado así en los estatutos y en su defecto con acuerdo de la Junta) ser objeto de división material junto con sus anejos para formar otros más reducidos e independientes, o ser aumentados por agregación de otros colindantes del mismo edificio, o disminuidos por segregación de alguna parte.

Ahora bien, una modificación en la descripción registral de un elemento privativo que modifica la superficie, linderos y elementos constructivos excede del ámbito de actuación individual que se reconoce por la Ley a su propietario, por lo que no puede llevarse a cabo sin que se acredite el acuerdo unánime de la junta de propietarios. (Resolución de la DGRN de 23 de marzo de 2018). [j 5]

Cambio del uso de los elementos privativos
  • Hay norma en los estatutos: La resolución de la DGRN de 18 de junio de 2010 [j 6], como es natural, exige consentimiento de la comunidad dado que en los estatutos expresamente se establecía que para el cambio de uso era exigible el consentimiento de dicha comunidad. Por lo mismo, como dice la Resolución de la DGRN de 21 de octubre de 2014 [j 7] en principio, el titular del dominio puede destinar su departamento al uso que desee (pasando, por ejemplo, de local a vivienda) pero debe estarse a lo que sobre ellos se haya dispuesto en los estatutos inscritos.
  • No hay norma especial:

No se exige el consentimiento de la comunidad. La Resolución de la DGRN de 9 de mayo de 2005 [j 8] tuvo ocasión de tratar el tema, y además con referencia a Cataluña, donde su legislación exige licencia para la división de un inmueble en propiedad horizontal o su modificación cuando se aumente el número de establecimientos.

El tema de esta resolución es el siguiente: «dilucidar si en Cataluña el cambio a vivienda de un elemento privativo de una propiedad horizontal que consta inscrito como local necesita licencia municipal»; y resuelve: «El artículo 179.e) de la Ley de Urbanismo de la Generalidad de Cataluña no somete a licencia el cambio de uso de local a vivienda, pues se refiere únicamente al 'cambio de uso de los edificios e instalaciones». Por tanto, la declaración en documento notarial del cambio de uso de un departamento, dejando de lado el tema de si ha habido o no obras menores con permiso municipal o sin él no está como tal declaración sujeta a licencia, ni en Cataluña.

Ahora, la Ley 16/2015, de 21 de julio , de simplificación de la actividad administrativa de la Administración de la Generalidad y de los gobiernos locales de Cataluña y de impulso de la actividad económica, habla de cambio de uso de edificios, distinguiendo si se trate de el cambio de los edificios a un uso residencial ( art. 187 : se exige licencia) o del cambio de uso de los edificios y las instalaciones, salvo a uso residencial (art. 187.bis): basta comunicación previa); pero se sigue hablando de edificios, no del cambio de un piso en local o viceversa.

Recuerda la Sentencia nº 552/2013 de TS, Sala 1ª, de lo Civil, 9 de Octubre de 2013 [j 9] que existe una plena libertad a la hora de establecer el uso que se le puede dar a un inmueble en el ámbito de la propiedad horizontal, de tal forma que los copropietarios no pueden verse privados de la utilización de su derecho a la propiedad del inmueble como consideren más adecuado, a no ser que este uso esté legalmente prohibido o que el cambio de destino aparezca expresamente limitado por el régimen de dicha propiedad horizontal, su título constitutivo o su regulación estatutaria .

Y la Sentencia nº 729/2014 de TS, Sala 1ª, de lo Civil, 3 de Diciembre de 2014 [j 10] recuerda la doctrina de la Sentencia nº 728/2011 de TS, Sala 1ª, de lo Civil, 24 de Octubre de 2011 [j 11]:

Se reitera como doctrina jurisprudencial que las limitaciones o prohibiciones referidas a la alteración del uso de un inmueble en el ámbito de la propiedad horizontal exigen, para que sean eficaces, que consten de manera expresa.

Pero el criterio actual de la DGRN:

  • A efectos de constancia de los cambios de uso en el Registro de la Propiedad, es distinto, en cuanto se exige licencia: así:
  • La Resolución de la DGRN de 13 de noviembre de 2013 [j 12] defiende la necesidad de licencia, pues verificada la inscripción en el Registro de la Propiedad con unos usos determinados cualquier modificación que de los mismos se lleve a cabo exige nuevamente la aplicación de la norma sobre inscripción en el Registro de obras nuevas y por tanto la licencia municipal correspondiente.
  • Lla Resolución de la DGRN de 21 de abril de 2014 [j 13] indica que verificada la inscripción en el Registro de la Propiedad con unos usos determinados cuyo reflejo consta en la forma establecida legalmente, cualquier modificación que de los mismos se lleve a cabo exige nuevamente la aplicación de la norma sobre inscripción...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA GRATIS